Navigation Menu+

De musas en versos y trazos

post113

COMO EN JARRITO

Todo cabe en un buen verso

sabiéndolo acomodar:

nubes, perros, esperanzas

y algunas miguitas más.

Cecilia Pisos

Argentina

Con este poema-receta de Cecilia Pisos, les invito a “tomar las servilletas” y animarse a escribir sus propios lectoaperitivos para despertar el apetito poético.  Inviten también a familiares y amigos a publicar aquí sus lectoaperitivos.  Basta que me los escriban con sus datos abajo, en “Tus Comentarios al Chef,” para compartir con todos nosotros la poesía que llevan dentro.  ¿Quién se anima?

SI VES UN MONTE DE ESPUMAS

Si ves un monte de espumas

es mi verso lo que ves:

mi verso es un monte, y es

un abanico de plumas.

Mi verso es como un puñal

que por el puño echa flor:

mi verso es un surtidor

que da un agua de coral.

Mi verso es de un verde claro

y de un carmín encendido:

mi verso es un ciervo herido

que busca en el monte amparo.

Mi verso al valiente agrada:

mi verso, breve y sincero,

es del vigor del acero

con que se funde la espada.

José Martí

Cuba

PARAPOESÍA

Por entre los segundos,

las horas, las tormentas…

se filtra un rayo

que viene desde allí.

Justo al borde de las

charcas,

al borde de las

sombras,

al borde de los mapas,

existe el espacio

donde esa chispa de luz

anida.

Existe un paréntesis

donde se abren

las palabras

para ofrecer su corazón

de colibrí.

María Rosa Serdio

España

A propósito de la celebración del Día de la Poesía, el 21 de marzo, en Asturias María Rosa escribió:

PUDIERA SER

Tal vez fuera un poema

con sus versos de dulce,

con sus rimas perfectas.

Quizá solo el intento

de capturar el día

o los oros del viento.

Quizá pudiera, tal vez…

O mejor, yo prefiero

sentir que su sabor

fuera el tiempo perfecto

de las palabras dulces,

de los versos secretos,

del te amo y me besas,

del abrazo sin tiempo.

Todo está en un espacio

transparente y concreto

libre para que abras,

dulce para tu día…

Son cosas que uno sueña

cuando deja entreabierta

la puerta y entra

la poesía.

María Rosa Serdio

España

POETAS A DIARIO

Esa mujer que tiende la ropa

con estrellas de mar.

Ese hombre que riega el jardín

y convoca la arcoíris.

El abuelo que lee la prensa

y rima sus titulares.

Esa abuela que teje el tiempo pasado

en una bufanda.

Ese niño que sueña un amigo

que él solo ve.

Y la niña que junta palabras

y se hace con ellas un collar.

Todo ellos conjuran,

son gente normal

cada uno cultiva su jardín secreto

de magia y coral.

María Rosa Serdio

España

PALABRAS

Escribo palabras,

palabras de tiza

que a los pizarrones

les hacen cosquillas.

Escribo palabras,

palabras traviesas

que llegan y borran

todas las tristezas.

Escribo palabras,

palabras de luna

que cantan de noche

mi canción de cuna.

Escribo palabras,

palabras con brillo

que viajan contentas

dentro de un bolsillo.

Escribo palabras,

palabras de arena

que hilvanan consuelos

para cada pena.

Escribo palabras,

palabras sin dueño

que esconden secretos

y tejen los sueños.

Escribo palabras,

palabras tan mías

que nacen y crecen

en mi poesía.

Liliana Cristina Cinetto

Argentina

CAMPO

Ara palabras

el poeta labrador:

palabrador.

Luis Carlos Neves

Venezuela

LA PAJARERA

El poema es pajarera

con reja de verso fino,

si lo lees en voz alta,

¡son libres los pajaritos!

Si en cambio sólo con ojos,

callas leyendo que vuelan,

los pajaritos te cantan

adentro de la cabeza.

Cecilia Pisos

Argentina

A propósito del natalicio del gran poeta español Miguel Hernández, nuestra amiga María Rosa Serdio escribió el 30 de octubre de 2013:

HOY NACERÍA MIGUEL

Allá la final del tiempo,

como no queriendo

estrenar mes atormentado,

nació la poesía…

A pie descalzo

en un instante de luz,

de viva idea divergente.

Miguel para los vientos,

la simiente en la era,

los abrojos y las cumbres.

Hoy, amor, viven en ti

dolores de enemigos

que no saben aún

que has nacido estrella.

María Rosa Serdio

España

(abrojo.  era:  RAE 1. f. Espacio de tierra limpia y firme, algunas veces empedrado, donde se trillan las mieses. 2. f. Cuadro pequeño de tierra destinado al cultivo de flores u hortalizas.)

Un cuento encerrado en la idea

escondido en la baulera

es agua estancada

y se pudre

Las historias son aguas que corren cristalinas

dichosas del contacto con tu mano

tus labios

tu presencia sigilosa en la orilla

tu presencia alborotada

que al bañarse en el río

lo transforma

El milagro del agua

está en beberla

Pide más

floto en estas aguas

sin resistirme

acompañando el vaivén

entre las palabras

y vos

Ana Gracia Jaureguiberry

Argentina

LA SEÑORA IMAGINACIÓN

La señora Imaginación

compró una resma de papel,

para escribir un cuento,

así el niño dormía bien.

Luego comenzó:  una vez,

en un país con montañas,

bañado por un largo mar,

y el sol en las mañanas…

En las mañanas –lo pensó–.

¿Qué podría poner después?

Partió el niño a clases

y dudó– ¿o a jugar tal vez?

A jugar a la escuela,

fue el verso que decidió.

Pero allá una maestra,

bellas historias le contó.

De un Rey gordo y risueño,

en un castillo de ilusión,

de su hija enamorada

de una nube de algodón.

En las tardes de verano

la Princesa sollozaba,

cuando buscaba en el cielo

a su nubecita amada.

¿Dónde habrá partido

mi linda nube de algodón?

Sólo ayer en primavera

me entregó su corazón.

Suspiraba la Princesa

ante el cielo despejado,

soñando con esos días

que amanecían nublados.

El Rey, para animarla

un caballo alado le dio.

Y entonces la Princesa

feliz tras su nube voló.

Al llegar la primavera

se ve la nube de algodón

y con ella la Princesa,

suspirando de emoción.

Como lo han podido ver,

no es difícil comenzar:

a escribir un bello cuento,

hoy yo los quiero invitar.

Basta una hoja en blanco

para que vuele la ilusión,

después nacerá la historia

de la señora Imaginación.

Héctor Hidalgo

Chile

POESÍA

Me queda tu abrigo

siempre de mi talla,

siempre en el color adecuado

al momento, al dolor, a la espina…

Siempre de mi fibra:

fresca en el verano,

dulce corazón en la mañanas frías.

Siempre en un latido de sorpresa

o lluvia solemne o soledad latente.

Siempre está tu abrazo,

ese rayo que mata

o me ilumina,

me apura, me azuza, me inquieta…

Siempre en la cuneta,

como flor de lino

azul, en el límite de lo previsible…

allí… poesía.

María Rosa Serdio

España

SUCEDIÓ HOY

Había abierto el sobre…

pero vino la tarde

y abrí un libro.

Allí leí, regalo de un poeta,

las lenguas de los otros,

las vidas de los mitos,

las tragedias…

¡Y me olvidé de escribir

a quien pensaba!

¡Y escribí pensando

en quien no olvida!

María Rosa Serdio

España

 ♦

ARRIBA

Elévate sobre la tierra

Toma del aire la inspiración profunda.

Conviértete en un receptor.

Escribe, en el libro de tu vida,

el verso que hoy

te dicte el viento.

María Rosa Serdio

España

Junto con el inicio del año 2014, tengo el gran gusto de compartir en esta mesa algunos de los poemas escritos en español por Daniel Letona, el primer comensal que ha querido divulgar sus trabajos y su blog de escritura a través de este sitio.  Con un “me encantaría su opinión”, Daniel se acercó a lectoaperitivos a través de la página en Facebook el 5 de enero y, como un Regalo de Reyes, aquí les transcribo para que ojalá también le escriban vuestra opinión.  ¡Gracias Daniel!

SIEMPRE TE VOY A AMAR

Va a dejar de latir mi corazón,

Pero aun así te voy a amar;

Me voy a morir,

Pero aun así te voy a amar;

Se va a terminar el tiempo,

Pero aun así te voy a amar;

Te voy a dejar de amar,

Pero aun así te voy amar

Daniel Letona

Honduras

ADIÓS

Me gustaría sacarme el corazón,

Entregártelo en papel de regalo,

Así nunca tendría que pedir perdón,

Y, sin dolor, lárgame de tu vida.

Para recordarte,

Como el raspón de una mala caída.

Daniel Letona

Honduras

101 VECES

Te dije adiós cien veces,

Sin embargo, mi amor, a ti te necesitaba

Pero amor hacia mí, es de lo que tú careces,

Y aunque cuando te miro,

Mi existencia entorpeces;

Esta vez se acaba.

Daniel Letona

Honduras

TU PODER

Con una mirada,

Pienso en ti el día entero;

Con una sonrisa,

Pierdo la cabeza;

Con unas palabras,

No recuerdo el sueño;

Pero con un beso,

Con un beso, conocí

A Dios.

Daniel Letona

Honduras

LA MUERTE DE UN PÁJARO ACORTA LA PRIMAVERA

In Memoriam Juan Gelman

Apuntaba la primera flor del melocotonero rojo,

se engalanaba el cielo abriendo los espacios;

para irisarse, de cuando en cuando, en una nube.

Iba lento el tráfico, tranquila la palabra.

Avanzaba el verso interior

sin aún hacerse presente…

Al parecer, algún hecho único había suspendido el ahora.

Entonces… Un pájaro dejó de latir

y la poesía paró la primavera.

¡Nos vemos a la vuelta, Juan Gelman!

María Rosa Serdio

España

El día 12 de enero de 2014, en su perfil de Facebook, María Rosa Serdio nos recordó…

1525587_705634212803225_489186199_n

ANIVERSARIO DE SU VIAJE DEFINITIVO A LA NUBE MÁS LIBRE

A María Elena Walsh

Yo no sé dónde se compran

los billetes de viajar muy lento

pero sé que, ahora mismo,

en lugar secreto de mi habitación,

sobrevuelan, extensas, ligeras,

las tantas tardes que pasé soñando,

al venir de la escuela,

jugando y cantando a todo pulmón.

Soñaba el regreso para escuchar

Su voz de membrillo y jacarandá,

Sus ocurrencias locas

que me hicieron volar por la orilla

del para mí, entonces, tan lejano mar.

Fueron tantas tardes

tan de risa y gozo que

aún ahora,

mayor como soy,

si palpo el bolsillo derecho,

guardo aún un trozo de chocolate,

en el de mi baby de cuadritos

y una lágrima verdadera

cae ahora sobre mi teclado

triste del día de hoy.

De verdad, María Elena,

¡Una no se va así

sin haber acabado

juntas la merienda!

María Rosa Serdio

España

ARTE POÉTICA

Estoy lleno de símbolos de carne y hueso,

y mi canto es una fábrica terrestre

donde los versos padecen y se afanan

con la misma intensidad que los hombres.

Mi poesía nace de una dura jornada,

y es un producto conmovido del tiempo

que conoce el sinsabor de los pobres

sometidos por una vida injusta.

Mi voz no está suavizada por alfombras

ni tiene la prosodia almidonada

ni anda con el acento a la última moda.

Más bien es la exclamación ofendida

que se traga en un sollozo las últimas letras.

Más bien es una construcción de madera

golpeada con resoplidos y martillos.

Más bien es la cacofonía molesta

de un tísico ahogado en sangre machacada.

Yo no escribo con drogas ni con plumas de cisne,

ni resbalándome por pisos encerados:

casi siempre me dejo llevar a empellones

por la inspiración rechazada de un mitín.

Muchas veces es un obrero accidentado

el que me hace pensar desordenadamente

en lo esencial de la vida y de la muerte,

mientras corro a su lado con mis páginas

en blanco para estancar su sangre.

En realidad mis palabras casi nunca sonríen,

casi siempre andan apuradas,

y no siempre huelen bien:

pero mirad mi barrio lleno de estatuas de martirio,

escuchad lo que le confiesa el trabajador a su esposa,

preguntad de qué se alimenta el estudiante pobre,

entrad en una mina o en cualquiera parte

donde el hombre domine la materia,

y sabréis que no es su camisa la sucia

sino que son sus pulmones desgarrados,

los que ya no podrán lavarse

ni con todo el oro del mundo.

Efraín Barquero

Chile

(cacofonía:  RAE 1. f. Disonancia que resulta de la inarmónica combinación de los elementos acústicos de la palabra.  tísico:  Que padece de tisis o tuberculosis pulmonar.  empellón:  RAE 1. m. Empujón recio que se da con el cuerpo para sacar de su lugar o asiento a alguien o algo.  mitín:  RAE 1. m. Reunión donde el público escucha los discursos de algún personaje de relevancia política y social.

Dibujo un palito

y otro,

rayas horizontales,

una encima de otra.

Lo hago con obsesión,

con dolor, con bronca.

Dibujo una escalera

que me lleve

a cada rincón

de la memoria,

donde todavía

viven

las palabras calladas.

Dibujo

para que no mueran.

María Wernicke

Argentina

HUMOUR NOIR

Hay días en que somos tan áridos, tan áridos

(cosa que al gran Porfirio se le olvidó decir)

que nos pasamos horas sentados a la máquina

y no hallamos ni media palabra que escribir.

Nos sentimos entonces estúpidos, estúpidos,

criaturas despreciables indignas de vivir,

y sufrimos la angustia de haber caído a un sótano

del que nunca, más nunca fuéramos a salir.

Son esos días grises, insípidos, monótonos

en que –tal vez la influencia de “Las Flores del Mal”–

se nos antoja el mundo como si lo miráramos

a través de los blancos vidrios de un hospital.

Y mil veces buscamos el tema en los periódicos,

y todo lo que dice nos parece trivial

y pensamos que haciendo chistecitos imbéciles

tenemos ya treinta años y el mundo sigue igual.

Y miramos la pluma, la máquina los lápices

con una asnal mirada que significa:  ¡Bah!,

y nos ensimismamos pensando en lo difícil

que es, sin usar futuros, rimar versos en á.

Pero de pronto viene la luz a nuestro espíritu

y hay algo que por dentro nos dice:  ¡Qué cara!

Si es que no encuentras temas, explícaselo al público

y dile que perdone, que otro día será!…

Aquiles Nazoa

Venezuela

LA LLAVE QUE NADIE HA PERDIDO

La poesía no sirve para nada, me dicen

Y en el bosque los árboles se acarician

con sus raíces azules y agitan sus ramas

el aire, saludando con pájaros la Cruz del Sur

La poesía es el hondo susurro de los asesinados

el rumor de hojas en el otoño, la tristeza

por el muchacho que conserva la lengua

pero ha perdido el alma

La poesía, la poesía, es un gesto, el paisaje

tus ojos y mis ojos muchacha, oídos corazón

la misma música.  Y no digo más, porque

nadie encontrará la llave que nadie ha perdido

Y poesía es el canto de mis antepasados

el día de invierno que arde y apaga

esta melancolía tan personal.

Elicura Chihuailaf

Chile

DECIR, HACER

A Roman Jakobson

Entre lo que veo y digo,

Entre lo que digo y callo,

Entre lo que callo y sueño,

Entre lo que sueño y olvido

La poesía.

Se desliza entre el sí y el no:

dice

lo que callo,

calla

lo que digo,

sueña

lo que olvido.

No es un decir:

es un hacer.

Es un hacer

que es un decir.

La poesía

se dice y se oye:

es real.

Y apenas digo

es real,

se disipa.

¿Así es más real?

Idea palpable,

palabra

impalpable:

la poesía

va y viene

entre lo que es

y lo que no es.

Teje reflejos

y los desteje.

La poesía

siembra ojos en las páginas

siembra palabras en los ojos.

Los ojos hablan

las palabras miran,

las miradas piensan.

Oír

los pensamientos,

ver

lo que decimos

tocar

el cuerpo

de la idea.

Los ojos

se cierran

Las palabras se abren.

Octavio Paz

México

POESÍA

Me allego a ti,

buscándome;

me aferro a ti,

entregándome;

me quedo en ti,

desmenuzándome.

¿Es congoja,

miedo, cansancio?

¿Es vivir

lo que no gozo?

¿Es no hacer

lo que me inflama?

¿Es no verme

en el espejo

reflejada?

De cualquier modo,

tú ahí,

yo contigo,

sin distancia.

Unidas,

el silencio nos abraza.

Tú serena y quieta,

yo tan sólo,

libo de tu calma.

Saricarmen

Chile

MI ALMA EMBOLINADA

Mientras cocino

siento la urgencia

de las palabras.

Ellas me buscan,

ellas me llaman…

Se arremolinan,

hacen piruetas,

las más osadas.

Son cristalinas

dulces, jugosas,

almibaradas…

Pero mi mano

ignorándolas,

alza una tapa:

los burbujeos

de una cazuela,

“achilenada”,

pronto escapan.

También hasta ahí

llegan danzando,

en los aromas

mimetizadas,

tiran y enganchan,

ya tienen mi alma

embolinada…

Saricarmen

Chile

(embolinar:  RAE  1. tr. coloq. Chile. Enredar con palabras al interlocutor.)

BLANCO ESPACIO:  TÚ SERÁS…

Blanco, albo espacio:

tú me invitas.

Estás aquí.

Quieto, manso,

ilimitado, puro.

Giras misteriosamente

la llave del baúl

de los momentos encantados.

¡Heme aquí! Derramada

en la suave textura de tu piel.

Apretada a ti quiero volar

traviesa y rápida,

vestida de golondrina.

Abrir las pesadas compuertas

para serpentear fresca y generosa,

por tu vera.

Entornar los ojos y gozar

en el infinito de mis sueños,

más allá de todo tiempo,

de toda materia.

¡Mujer a voces, por doquier!

Besaré suave, urgente,

frenética o ausente,

cada blanco trozo

donde dejaré mis huellas.

Arañaré las páginas con mis ecos,

que trascenderán por entre

el apretado puño y el lápiz,

sacudiré mis delirios,

brincaré con mis locuras,

tiraré los miedos

y tú serás la hollada vereda,

que serene mis plantas crispadas,

serás la buena montaña

devolviendo mis cantos,

el cielo vasto, vasto,

tendiéndome sus brazos.

Saricarmen

Chile

POESÍA

Tiene un momento cada cosa

y otro que tú le darás.

¿La poesía?  Eso mismo:

hallar nombres –nada más.

Antonio Orlando Rodríguez

Cuba

BELLEZA

Tengo un amigo que canta bellezas.

Tengo otro que calla la belleza.

El uno cuenta historias,

como ríos que pasaron,

como amores que fueron.

El otro es un silencio que susurra

apenas como el arroyo que corre

junto al camino

como un amor recién nacido.

El uno escribe libros,

el otro no.

José Luis Martínez Valero

España

BEBÉ DE CUIDADO

Lo dejé sollozar por las mañanas

los pasos

tras el sustento

el olfato

detrás de la comida

las manos

acunaron la higiene

 

Gritó hambriento

el bebé poema

olvidé en una góndola

la palabra que lo calma

juro que la busqué

desesperada

los vecinos

la cajera

un buen señor de barba

miraron con ojos locos

la locura de buscar una palabra

de olvidar la billetera

la bolsa

los precios

por una palabra

 

Me esperaba

el crepúsculo y la noche

con el bebé sin alimento

balbuceando el para qué de todo

reclamando la palabra

que resbaló

en minúsculas agujas

 

El bebé crece

tiene dientes

me arranca y carcome

adelgazo y sigo

corriendo por el mundo

con la languidez al aire

 

Hoy

ahora

decido

entregarme

exhausta

entregarme

darle la papilla

letra por letra

levantarlo

y bajarlo del cielo

jugar con él

meterlo en el barro

y acostarlo entre tules

 

Bebé bebé

esta noche

te meto en mi cama

instalate en mi voz

en el andar

en mi cuerpo

vamos juntos

a darnos

y dar

de tu alimento

Ana Gracia Jaureguiberry

Argentina

EL CLAN SINATRA

Todos los gatos de mi barrio

son fanáticos de Sinatra,

comienzan a tararear sus temas

apenas pongo el CD

y la voz se escurre

entre los techos y las panderetas.

A veces me piden

que repita algún single,

entonces el sonido de My Way

New York o Let me Try Again

les para los bigotes

y los lanza de cabeza contra los vidrios.

Esto no pasa cuando leo mis versos

se estiran, bostezan,

miran para otro lado

o conversan entre ellos

en un acto lamentable

de ignorancia y sabotaje.

“Ustedes no me comprenden”

les digo.

Y vuelvo a encender el CD

para que cante Sinatra

y esos gatos se llenen de poesía.

Mario Meléndez

Chile

CICATRICES DE GUERRA

A veces

cuando me emborracho

las palabras me traen a casa

en un viejo triciclo de madera

Y lejos de quitarme los zapatos

y acostarme

como ocurre en estos casos

me dejan tirado en el jardín

lleno de hormigas

y con la cara pegada

al foco del alumbrado

Eso te pasa por escribir malos poemas

me dicen

y se marchan cantando y riendo

abrazadas

a mi última cerveza

Mario Meléndez

Chile

SEÑALES DE RUTA

Si te pierdes en el bosque del lenguaje

piensa el poema que más te guste

y dilo en voz alta

Las palabras nos llevan de la mano

me grita Dios

desde una estrella a pedales

Cuando llegues al último verso

encontrarás la salida

Mario Meléndez

Chile

RAZONES DE FONDO

Por qué no escribes de día

me dicen las palabras

de noche nos gusta salir a bailar

tomarnos un trago

jugar a las cartas

o simplemente dormir

dormir a pierna suelta

Pero tú no nos dejas

y eso nos pone de mal humor

nos desconcentra

y así los versos salen forzados

y no merecen ser leídos ni publicados

y eso no te conviene, verdad

Qué dices

aceptas lo que pedimos

Con una condición, les respondo

llévenme una noche con ustedes

y asunto arreglado

Imposible, me gritan a coro

porque entonces

ya no tendríamos nada que contarte

Mario Meléndez

Chile

LOS BUENOS MUCHACHOS

El cadáver del poema se parece demasiado

a la página en blanco

El cadáver del poeta se parece demasiado

a la fosa que lo espera

El poema y el poeta no caben en la misma fosa

Eso ya te lo advertimos, repiten los gusanos

corta las patas del poema y la cabeza, si quieres

nosotros nos ocupamos del resto

Qué te parece, cholito

Mario Meléndez

Chile

 ♦

POSTALES MARINAS

Un barco lleno de poetas

naufragó frente a las costas

de Isla Negra

Las únicas sobrevivientes

fueron las palabras

que nadaron desesperadas

hacia la orilla

para ponerse a salvo

Acto seguido

y ante el asombro

de turistas y gaviotas

ellas dejaron sus ropas al sol

y caminaron desnudas por la arena

como si nada hubiera pasado

Mario Meléndez

Chile

(Isla Negra)

 ♦

LA PALABRA

Cuida la palabra, hermano,

cuídala,

que tiene alma

no la uses en vano

mejor, calla.

Cómo decirte que ella,

diciéndola,

te da vida

y, también,

te la quita.

Enamora la palabra

ella sola

cuando llega y toca

despertando sensaciones

vibrando en la misma onda.

Cómo decirte que ella

ella toda

tiene qué y tiene cómo :

el qué está de paso,

el cómo se fija y queda

No hay palabras neutras

huecas

ni rosario sin cuentas

cada una que pronuncies

camino es de ida y vuelta.

Cómo decirte que ella

plena

tiene sentido y forma

la forma la embellece

el sentido la transforma.

Cuida la palabra, hermano

cuídala,

que tiene alma.

Manuel Navarro

España

MI NIÑA POESÍA

Inmisericorde y altiva

mi niña poesía

inclemente y recia

me fuerzas a parirte

arrancarte de las entrañas mías

y ofrecerte a las afueras

para que vivas tu propia vida.

Amo más tu soberana libertad

mi niña poesía

que mantenerte mía y encadenada

gozando solo tu belleza y caricias

alejada de los demás los otros

para que no te hagan daño

ni sufras en un mundo tan raro.

Abrígate que fuera hace frío

mi niña poesía

y a la hora de hacer amigos

encomienda tu ser a Dios

que nunca te resulten fallidos

y a los enemigos que vendrán

no te impongas y ten piedad.

Manuel Navarro

España

AMIGA COMA

Rebélaseme la coma

que la pongo poco

se altera

me grita

¡también soy poema!

díceme airada

airada no, corrígeme

¡soy ira!

¡soy cólera!

…de Dios?, digo con sorna

¡no te rías!

Discúlpame, era broma

merezco se me respete

como auxiliar de la pluma

y tú te saltas las normas

y a mi me anulas…

¡y soy poema!

¡soy poesía!

¡soy también parte tuya!

conmuéveme tanta pena

que la siento viva

y…

¡nunca estuve muerta!

interrúmpeme herida

sólo callada y cautiva

por tus libérrimas maneras

de hacer poesía…

¡y también yo soy poema!

destrózame su llanto

y de fe la abrazo

llórame el alma

y dígole en susurro

¡eres tan poema

que así te titulo!

Manuel Navarro

España

PAISAJE EN EL TINTERO

Miro por la ventana

y escribo en mi cuaderno.

El paisaje está afuera

y a la vez aquí dentro.

La luz mancha la página

debajo de mis dedos.

Los pájaros son letras

escritas en el viento.

Las huellas del camino,

palabras que me dicen

si estás cerca o vas lejos.

Un arroyo murmura

dentro de mi tintero.

De pronto, cae lluvia.

Borrón y cuento nuevo.

Juan Carlos Martín Ramos

España

MI GATO QUIERE SER POETA

(Basado en una historia real)

A Yashin, inolvidable sujeto peludo que ahora viaja hacia otros cielos y amaneceres sonámbulos.

Mi gato quiere ser poeta

y para ello revisa todos los días mis originales

y los libros que tengo en casa

Él cree que no me doy cuenta

es demasiado orgulloso para dejar que le ayude

Lleva consigo unos borradores

en los que anota con cuidado

cada cosa que hago y que digo

Ayer no más, en uno de mis recitales

apareció de incógnito entre la gente

vestía camisa a cuadros

y mis viejos zapatos rojos que no veía hace tiempo

Al terminar la función se acercó con mi libro en la mano

quería que lo autografiara

y para ello me dio un nombre falso

un tal Silvestre Gatica

Yo le reconocí de inmediato

por sus grandes bigotes y su cola peluda

pero no dije nada y preferí seguirle la corriente

Luego me deslizó bajo el brazo uno de sus manuscritos

“Léalos cuando pueda, Maestro”, me dijo

y se despidió entre elogios y parabienes

Y sucedió que anoche y como no lograba dormir

levanté con desgano aquel obsequio para darle una mirada

Era un poema de amor

un hermoso poema de amor dedicado a Susana

la gatita siamés que vivía a los pies del sitio

Parecía un texto perfecto

tenía fuerza y ritmo e imaginación

y todos los elementos necesarios

para decir que era un gran poema

y sin duda era un gran poema

un poema como pocas veces había leído

Entonces me entró la rabia y la envidia y la cólera

y me pilló la madrugada con el texto entre las manos

sin atreverme a romperlo o hacerle correcciones

Que Dios me perdone por esto pero no veo otra salida

mañana echaré mi gato a la calle

y publicaré el poema bajo mi nombre

Mario Meléndez

Chile

EL JARDÍN DE LOS CANTARES

El jardín donde florecen

entre palabras los versos,

no permitas que se seque.

Cultívalo con esmero

que son muchas las palabras

y pocos los jardineros.

Fernando Almena

España

“…es como una oda, pero oda no es…” nos dice su autor.  Para mí, es una gran alegría presentarles al primer comensal que se animó a “tomar su servilleta” y  escribir su propio lectoaperitivo para despertar el apetito poético, aceptando así la invitación extendida hace poco más de un año al presentarles esta mesa por primera vez.  Les dejo con el poema EL PERRO de Joaquín Cuevas, alumno de 5to. año C 2014  en el Colegio Leonardo Da Vinci de Rancagua, Chile enviado junto a su profesora,  la Sra. Judith Figueroa.  ¡Muchísimas gracias a ambos por compartir poesía!

EL PERRO

I

Tú caminando,

tú corriendo,

tú comiendo,

tú disfrutando.

Tú persiguiendo al gato,

tu hermoso pelaje,

¡oh! deja al gato,

déjame acariciar tu pelaje.

Eres un amigo fiel,

alguien entró a la casa,

ve a atraparlo a él,

eres el protector de la casa.

En el auto vamos,

ocurre un accidente,

alguien salió volando,

lamentablemente es tu muerte.

II

Recordándote estoy,

nunca te olvidaré,

te extraño hoy,

no te quiero olvidar.

Fuiste un gran amigo,

yo te hablo desde el hospital,

Fufuls te quiero yo,

extraño acariciar tu pelaje.

Te extraño tanto,

el gato igual,

extraño tu carita,

de humilde can.

Tú me diste inspiración

para escribir este poema,

(es como una oda

pero oda no es).

Un, dos, tres no llegué contigo,

del hospital me fui.

Joaquín Cuevas

Chile

Veamos al propio autor leyéndonos su poema…

CUANDO YO NO ERA POETA

Cuando yo no era poeta

por broma dije que lo era.

Yo no había escrito ningún verso

pero admiraba el sombrero alón

del poeta del pueblo.

Una mañana me encontré en la calle con mi vecina.

Ella me preguntó si de verdad era poeta.

Ella tenía catorce años.

Esa vez llevaba un ramo de ilusiones.

Después una anémona en el pelo.

La tercera vez un gladiolo entre los labios.

La cuarta vez no llevaba ninguna flor,

yo le pregunté el significado de eso a las flores de la plaza

que no supieron responderme.

Ella había traducido para mí poemas de Ferdinand von Saar.

Yo no le di nada a cambio.

No quería desprenderme ni de una hoja de cuaderno.

Sus ojos disparaban balas de amor calibre 44.

Eso me daba insomnio.

Me encerré mucho tiempo en mi pieza.

Cuando salí la hallé en la plaza y no me saludó.

Volví a mi casa y escribí mi primer poema.

Jorge Teillier

Chile

REDACCIÓN

Un pájaro revisa sus plumas de media estación.

Rueda la cáscara vacía de un helado.

Mi arbolito empieza a ser un garabato.

Y yo no sé qué escribir sobre el otoño.

Laura Devetach

Argentina

YO NO SOY POETA

Yo

No

Soy

Poeta.

La poesía es mi atuendo,

la excusa irrenunciable para no morir lacerada

por la prosa irreverente que se ha vuelto la existencia

desprovista de latidos, de estambres, alas, olas y puentes

empachada de sangre, miradas pequeñas y cerradas

de ruido, de silencio.

Si no fuera por las estrellas no abriría los ojos.

Si no fuera por la promesas no abriría mi pecho

Si no fuera por tus besos

ya no volvería a abrir mi boca.

Yo

No

Soy

Poeta.

Teresa Delgado Duque

España

CICLOS

Dedicado al poeta español Luis Natera.

Nacemos un buen día a la vida y a los versos,

andamos contando sílabas, rimando el tiempo.

Consonando y asonando hasta volvernos libres

o pájaros que creen volar.

Miramos como todos, pero distinto,

alzamos con tinta y saliva lo bien hallado,

lo escondido,

lo que necesita de luz para el milagro.

Es mediodía y el sol brilla a las olas

el viento las hace espuma y el poeta versos salados.

Llega la tarde, emerge La bruma,

entre naufragio y naufragio vamos encontrando,

depositados en la playa de nuestro sosiego,

las piezas únicas que dan sentido a nuestra existencia

Y en un instante que nadie de aquí decide,

con el poema completo aunque a nosotros no nos lo parezca,

nacemos de nuevo a otro poema

por obra y magia únicamente del alba.

Teresa Delgado Duque

España

Las cosas que nombrás en el poema

como bellas

esas largas enumeraciones que dan alivio

y hasta a veces

esperanza

son tu ética. De a poco

una a una las filmaron. Y una

no sabe si la poesía

que siempre busca en otro lado la belleza

trabaja contra la publicidad

o

a su servicio.

Ruth Kaufman

Argentina

Ayer preguntó un poeta

si yo no pongo objeción

a cantarle al chaparrón,

a la nube, a la cometa.

Le recordé que yo vengo

desde la Publicidad

donde escribes obligá

del acordeón o la dieta;

un discurso de león,

un corazón, una isleta…

Que en esto, la inspiración

se obliga con escopeta.

Leibi Ng

República Dominicana

ARTE POÉTICA

Que el verso sea como una llave

Que abra mil puertas.

Una hoja cae; algo pasa volando;

Cuanto miren los ojos creado sea,

Y el alma del oyente quede temblando.

Inventa mundos nuevos y cuida tu palabra;

El adjetivo, cuando no da vida, mata.

Estamos en el ciclo de los nervios.

El músculo cuelga,

Como recuerdo, en los museos;

Mas no por eso tenemos menos fuerza:

El vigor verdadero

Reside en la cabeza.

Por qué cantáis la rosa, ¡oh Poetas!

Hacedla florecer en el poema;

Solo para nosotros

Viven todas las cosas bajo el sol.

El Poeta es un pequeño Dios.

Vicente Huidobro

Chile

EL PODER DE LA PALABRA

Si digo pan

y mi poema no convoca

a los hambrientos a la mesa,

es porque la palabra ya no sirve

y la poesía exige otro lenguaje.

Si digo amor

y mi poema no provoca

una tormenta de besos y canciones,

es porque la palabra perdió su magia

y la poesía debe buscar una nueva voz.

Si digo vida

y mi poema no revienta

un alba de luceros y primaveras,

es porque  la palabra quedó sin dioses

y la poesía debe estar al servicio del hombre.

Si digo libertad

y mi poema no revoluciona

la conciencia de los sedientos de paz,

es porque la palabra dejó de ser instrumento

y la poesía está obligada a cambiar de poetas.

Gilberto Ramírez Santacruz

Paraguay

12003367_1036086213091355_4828530571319408727_n

POETAS A DIARIO

Esa mujer que tiende la ropa

con estrellas de mar.

Ese hombre que riega el jardín

y convoca arcoíris.

El abuelo que lee la prensa

y rima sus titulares.

Esa abuela que teje el tiempo pasado

en una bufanda.

Ese niño que sueña un amigo

que él solo ve.

Y la niña que junta palabras

y se hace con ellas un nuevo collar.

Todo ellos conjuran,

son gente normal…

Cada uno cultiva su jardín secreto

de magia y coral.

María Rosa Serdio

España

BOTELLA AL MAR

Pongo estos seis versos en mi botella al mar

con el secreto designio de que algún día

llegue a una playa casi desierta

y un niño la encuentre y la destape

y en lugar de versos extraiga piedritas

y socorros y alertas y caracoles.

Mario Benedetti

Uruguay

Aunque traducido, simplemente por bello y vecino, les comparto…

SE INSTALÓ EL SILENCIO

Se instaló el silencio…

Nos volvimos cómplices

y los puntos suspensivos

(… … … … … … … …)

esperan impacientes

el siguiente verso.

Gloria Kirinus

Brasil

En la celebración del natalicio del gran Federico García Lorca (5.6.1898 – 18.8.1936), nuestra querida amiga María Rosa Serdio nos presenta este delicioso Lectoaperitivo:

YA 5 DE JUNIO, FELICIDADES FEDERICO

A Federico, niño

Te cantaría hoy en tu cumpleaños

la nana de las perlas de rocío

que cubren la linde del secreto

donde tu corazón de muerte vive.

Hoy cantaría, para verte libre,

la voz de la paloma en tu mirada,

el trote de los miedos en la luna,

tu voz hoy, Federico, enamorada.

Y cantaré, yo prometo, a los niños

que hoy rondan tu locura clara,

con tu voz de nardo que suspira

las horas todas del día de mañana.

María Rosa Serdio

España

 

20 Comentarios

    • Qué gusto grande leerte, Omira! Muy interesante además tu blog, sería fantástico que nos compartieras tus poemas y corrieras la voz para que otros se animen también. De eso se trata!
      Un abrazo para ti :)

  1. Interesante tu blog Omira, pasaré también a leer con calma.
    Muchas gracias Astrid, sin la mesa de lectoaperitivos no tendríamos tan buenas sobremesas.
    Un abrazo desde Segovia y felicidades.

    • ¡Qué maravilla esta sobremesa, querida Marisa! Te recomiendo que visites también el de Saricarmen que de seguro te va a interesar.
      Un abrazo grandote,

      Astrid

  2. Alguien pidió servilleta
    y suena muy convincente
    educada y buena gente
    Yo no dudo que es poeta.
    Porque es de versos sin fiasco
    el convite mencionado
    yo llegaré preparado
    con mi paño de damasco.

    • ¡Bravo, Arsenio! Sería un placer enorme disponer las mesas de Lectoaperitivos con tus versos. ¿Será posible? Estaré atenta por si viene esa felicidad.

      Astrid

      • Gracias Astrid, el placer es siempre mio. Estaré asistiendo seguro de que de esa mesa seré nutrido.

        Arsenio.

        • Arsenio, quedas invitado a ésta y a todas las mesas de Lectoaperitivos! Será una maravilla compartir tu poesía.
          Saludos fraternos desde Chile,

          Astrid

  3. La Escopeta.

    Una mujer educada
    nos ha invitado a su mesa.
    Una condición expresa:
    Que no haya persona armada.

    El banquete es la escritura
    Y de postre, poesía.
    Mas, qué mejor compañía
    que la amistad cuando es pura.

    Sin violentar la etiqueta
    que es de rigor en el caso
    es que sólo “por si acaso”
    me llevaré la escopeta.
    ………………………………………………..
    Arsenio Jiménez Polanco…(Especulando yo…)

    Invito a la poeta Nitín Troncoso.

  4. Mucho me gustan las flores
    y si están en ramilletes
    no preciso de un machetes
    prefiero darles honores
    pero yo tengo mi treta,
    si a cortarlas me dispongo
    sea en montaña o valle hondo
    nunca dejo mi escopeta,
    no es por tímido ni bobo
    pero puedo que al amarlas
    yéndome al campo a cortarlas
    me ataque tremendo lobo.
    ……………………………………….
    Arsenio Jiménez Polanco…(Especulando yo…)
    Invito al poeta Diógenes Díaz Torres

  5. Prótesis.
    Dijo sentir mariposas
    en su estómago volar
    cuando me escuchaba hablar.
    Comencé a mandarle rosas
    creyéndola enamorada
    de mi persona y mi voz.
    Ahora sé que fui veloz
    cometiendo esta bobada.
    No piensen que yo fabule
    si digo que ella mentía,
    mariposas no sentía.
    Tenía estómago de hule.
    …………………………………………………………
    Arsenio Jiménez-Polanco…(Especulando yo…)

    • ¡Buenísimo, Arsenio! Este poema será bocado delicioso en la mesa “Lectoaperitivos de poemas al cómo me siento, a otros sentimientos”. ¡Muchas gracias por compartir tu poesía con nosotros!

  6. Dice mi Abuelo.

    En la estrella más lejos de mi casa
    voy a cavar la fosa donde espero
    enterrar esas cosas que no quiero
    porque sé que en la vida todo pasa.

    Ya que si sólo la fortuna amasa
    al que es avaro y por demás artero
    no le digo que tire su dinero.
    –En el infierno servirá de brasa–

    Cada quien con lo suyo hace un macuto
    dice mi abuelo, sabio y reflexivo
    para guardar allí el oro ahorrado

    Mas yo sigo creyendo que es de bruto
    vivir la vida sin más objetivo
    que trabajar, para morir cansado.
    …………………………………………………………
    Arsenio Jiménez Polanco…(Especulando yo…)
    .

    • Versos bellos y sabios, estimado Arsenio… Muchas gracias por compartirlos, me los llevo feliz a la mesa “Lectoaperitivos de poemas a la existencia y esto de ser humanos”.
      Un abrazo,

      Astrid

¿Aportes? ¿Comentarios acerca de estos lectoaperitivos? Por favor, déjalos aquí: